Civilization – Blog

Blog de un adicto a la saga Civ

Primeros pasos con Civilization IV – Colonization

Pese al tiempo que ha pasado desde el artículo anterior, donde daba noticia de mi más reciente adquisición jugona, no he pasado tanto tiempo como me habría gustado al mando de una colonia en el Nuevo Mundo. Otros cambalaches blogueros me han mantenido sumamente ocupado.

Sin embargo, sí que tengo ya una cierta primera idea general de este nuevo juego de Sid Meier.

Quizás habría que aclarar lo de “nuevo”, porque lo es y no lo es. En realidad “Colonization” es, creo, anterior a “Civilization”, o por lo menos fue una versión muy temprana del juego, que no tuvo el desarrollo de la versión principal. Pero por otro lado, y aunque la hayan empaquetado con el nombre de la dorada franquicia “Civ”, “Colonization” es un juego distinto al Civ.

Uno, que le encanta -es innegable- el Civ, ve en Colonization elementos de otro juego que también le hace disfrutar: “Patrician”, y es que el motor comercial de los asentamientos y agrupaciones humanas de distintos tamaños es vital en Colonization, mucho más que en Civilization, y la metrópolis hace el papel geográficamente contrario pero idealmente similar de las expediciones al Sur de Europa de tus naos en las fases avanzadas de “Patrician”, aunque sin la emoción de los ataques, tempestades, robos y malos negocios de tus capitanes de aquel juego. Siendo como eres en Colonization el líder de una colonia europea, tu civilización de origen  es tu principal fuente  de riqueza, humana, material y militar.

Ese papel del “rey” (similar también al de los príncipes de las ciudades de la Hansa en Patrician), no es lo único que diferencia a este juego del tronco principal de la franquicia. Como ya he dicho, juegas como líder de la colonia (para la española puedes jugar como José Martí o como Simón Bolívar), y el rey acaba siendo un enemigo más: tu objetivo es lograr el primero la independencia.

Si he de ser sincero, y después de dos partidas en el nivel más fácil, “ganadas” ambas al modo Civ (por puntuación y seguramente también por territorio y población), resulta que me veo incapaz de ganar, porque un gobernante que juegue como en el Civ no genera sentimiento de rebeldía, que debe llegar al 50 % de la población para comenzar la revolución… que supone la guerra con la metrópolis, lógicamente mucho mejor armada que tú.

Y es que el comercio es caro y dificultoso, sobre todo el de armas. Hay muchos más detalles a tener en cuenta, sobre todo un rey fácilmente encolerizable que exige tributos y sube impuestos a poco que suba en dos personas los que piensen diferente en las colonias.

Como juego, es sumamente diferente, pues, del Civ. Una de las cosas que te ayudan, pero que me producen nostalgia, es el papel de los nativos, que situados en asentamientos, pueden declararte la guerra, pero las más de las veces te ofrecen regalos, te suben las medallas de las unidades militares o incluso te dan tesoros que canjear en Europa por lo que quieras.

Como veis, me faltan decenas de cosas por explorar y analizar, pero es un juego mucho más completo, y para mí mucho más complejo que el Civ tradicional. Os dejo con una pieza artística -todo ello muy cuidado- de este nuevo juego.

Asentamiento azteca

Asentamiento azteca

Anuncios

27/01/2009 - Posted by | Civilization, Colonization, estrategia, Expansiones, Historia, victorias | , , , ,

Aún no hay comentarios.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: